jueves, 22 de marzo de 2012

Discovery HD Theater te invita a descubrir las "Maravillas del Universo"

La señal de TV paga Discovery HD Theater ofrece a los televidentes la experiencia más cercana a una gira alrededor del cosmos, en el estreno de la serie "Maravillas del Universo", este domingo 25 de marzo a las 22.
Esta intrigante producción lleva la ciencia lejos de los telescopios y los laboratorios para buscar respuestas a partir de fenómenos familiares ocurridos en el planeta Tierra. Desde las ardientes planicies africanas hasta los picos nevados del Canadá, la serie revela como la luz, la gravedad, el tiempo, la materia y la energía son los cimientos de todo cuanto existe a nuestro alrededor: desde el microbio más pequeño hasta nuestro sistema solar.
Con el carisma de las estrellas de rock y un entusiasmo que contagia, el profesor Brian Cox, presentador de la serie, cautivará a los espectadores durante este extraordinario recorrido. Cox, antiguo integrante de la popular banda británica de pop D:Ream, es también un reconocido físico que logró darle a la ciencia y a la astronomía un carácter más accesible y fácil de comprender, atrayendo así, el interés de la gente del común.
Cox describe el cosmos como una “improbabilidad” al considerar el hecho de que su existencia sería imposible de no ser por el extraordinario balance de su ingeniería.


La serie consta de cuatro episodios que se describen a continuación:
El destino
¿Quiénes somos y de dónde venimos?
Por miles de años la humanidad se ha volcado hacia la religión y la mitología en busca de respuestas a esta pregunta. Brian Cox presenta una serie de contestaciones diferentes, respuestas provenientes de la ciencia. Este episodio, busca entender la naturaleza del tiempo y su papel en la creación del universo y de la especie humana. Desde un extraordinario calendario hecho en un paisaje de Perú hasta las playas de Costa Rica, Brian explora los ciclos de tiempo que definen nuestras experiencias de vida en la Tierra. Pero aún los ciclos de vida más épicos no se comparan con la vasta extensión del tiempo cósmico. Por ejemplo: así como la tierra gira alrededor del sol, el sistema solar orbita en la Vía Láctea en un recorrido que toma el exorbitante lapso de 250 millones de años.
Por último, Brian descubre que el tiempo no se caracteriza por la repetición sino por el cambio irreversible. A medida que miramos hacia el cosmos podemos ver cómo avanza la evolución del universo: desde la muerte de las primeras estrellas hasta el nacimiento de las más jóvenes. Sin este acontecimiento que inicia con el nacimiento y termina con la muerte, el universo no contendría la maravilla más grande de todas: ese breve instante en que la vida es posible.
La dueña del cosmos
La gravedad parece algo completamente familiar, sin embargo es una de las fuerzas más enigmáticas y sorprendentes del universo. Comenzando con un vuelo en gravedad cero, Brian experimenta la sensación de ingravidez para explicar cuán grande es el efecto que dicha fuerza tiene en el mundo que nos rodea. No obstante, la gravedad actúa también a distancias mayores: determina nuestra órbita alrededor del sol y nuestra relación con otros planetas en el sistema solar e inclusive la manera en que éste orbita nuestra galaxia.
Aun así, la paradoja de la gravedad está en que se trata relativamente de una fuerza menor. Brian se somete al poder de una máquina centrífuga para explicar cómo la gravedad logra su inmensa fuerza, antes de examinar el papel que juega en el fenómeno más extraordinario del universo una estrella neutrón. Pese a su corta extensión, es tal su densidad que ostenta una fuerza gravitacional 100.000 millones de veces más fuerte que la de la Tierra.
Polvo de estrellas
En este episodio, Brian Cox va en busca de la esencia misma de la humanidad. Brian revela de qué manera nuestros orígenes están entrelazados con el ciclo de vida de las estrellas. El presentador observa una cremación Hindú en Nepal, en donde reflexiona acerca de dicha filosofía, basada en un ciclo de eterna creación y destrucción, en el que los elementos físicos del cuerpo son reciclados para su próxima etapa. Así, Brian traza un paralelo con la vida de las estrellas que condujeron a nuestra propia creación. Seguidamente explica que cada átomo que conforma el mundo que nos rodea fue alguna vez parte de algo más. Nuestro mundo está hecho de 92 elementos que son los mismos 92 elementos que se encuentran a lo largo del universo, por lo tanto somos parte del universo porque estamos hechos de sus mismos componentes.
La clave de todo
En el último episodio, el profesor Brian Cox viaja desde el Esquisto de Burgués, un célebre yacimiento de fósiles ubicado en Canadá, hasta las arenas del desierto más antiguo para demostrar hasta qué punto la luz contiene la clave para entender el universo e incluso nuestro propio origen.

No hay comentarios: